El Psicólogo

Conocerse a uno mismo, crecer, madurar… lo hacemos durante toda la vida. Somos seres complejos y a menudo sentimos la curiosidad de profundizar en nosotros mismos, aprender a conocernos. A veces son las emociones las que resultan complejas. Otras, la necesidad es la de hacer balance para continuar el camino con ánimos renovados.

La Psicología Clínica es la rama de la ciencia psicológica que se encarga de la investigación de todos los factores, evaluación, diagnóstico, tratamiento y prevención que afecten a la salud mental y a la conducta adaptativa, en condiciones que puedan generar malestar subjetivo y sufrimiento al individuo humano.

psicologos en valladolid

La psicología clínica puede ser confundida con la psiquiatría ya que generalmente tienen metas similares (por ejemplo, el alivio de trastornos mentales), pero la diferencia principal es que la formación de base de los psicólogos clínicos es la psicología (los procesos mentales y la conducta humana) y la de los psiquiatras es la medicina (el cuerpo humano).

psicología ValladolidLos psicólogos conocemos las leyes de aprendizaje subyacentes al comportamiento humano, por lo que podemos dar una explicación por qué nuestros pacientes se sienten mal o se comportan de una manera que les está causando el problema. Analizamos las variables que han llevado a esa persona a esa situación y los factores que hacen que la situación problemática se mantenga. El hecho de que las personas entiendan cómo han llegado a esa situación de la que no saben salir y de qué manera se está manteniendo es una parte muy importante del proceso de terapia, ya que aparte de aportar claridad y tranquilizar al paciente, lo motiva para el cambio.

No solo nos encargamos de explicar al paciente qué le está pasando, también ayudamos a esa persona a resolver sus problemas. Al conocer los factores que están manteniendo el problema sabemos dónde hay que tocar para que ese problema deje estar presente. Tal y como he dicho anteriormente los psicólogos tratamos los trastornos psicológicos como problemas comportamentales que se han ido desarrollando por medio de un proceso de aprendizaje activo (por supuesto la mayorías de las veces de manera involuntaria e inconsciente). De esta manera al igual que aprendemos formas de pensar, sentir o comportarnos problemáticas, podemos desaprenderlas y aprender otras más adaptativas que nos hagan sentir mejor.

Los psicólogos no damos consejos, proporcionamos recursos y estrategias fundamentados en investigaciones previas que ayudan a las persona a salir de las situaciones problemas que las llevaron a solicitar ayuda profesional. Cuando proporcionamos cualquier estrategia le explicamos al paciente por qué consideramos que es la adecuada para su problema y aclaramos cualquier duda al respecto. En ocasiones además de proporcionar recursos nuevos a la persona le hacemos ver aquellos que ya tiene, pero que no está utilizando, anudándole a ponerlos en marcha.

En ocasiones sabemos que tenemos que cambiar, sabemos cuál es el camino, pero no nos atrevemos o no estamos los suficientemente motivados para recorrerlo. Los psicólogos ayudamos a las personas a descubrir y a trabajar esos miedos que les están impidiendo seguir el camino que consideran adecuado así como a estar lo suficientemente motivados para trabajar en la dirección adecuada para lograr los objetivos que se van proponiendo.

Una hora a la semana es muy poco tiempo para cambiar una situación problema que lleva ya un tiempo instaurada, además muchas veces los problemas no se manifiestan en consulta si no en otras situaciones, por lo que es en estas situaciones donde hay que intervenir. Para que los cambios se generalicen a la vida cotidiana del paciente y se mantengan en el tiempo los psicólogos proponemos tareas que las personas deberán llevar acabo fuera de consulta.